Wisin & Yandel
 

Wisin & Yandel

Como Antes

 
Sebastian Yatra
 

Sebastian Yatra

Vivo Beach Club

 
Luis Enrique
 

Luis Enrique

NG2

 

Jorge Drexler

El cantante y compositor uruguayo Jorge Drexler regresó a Puerto Rico, esta vez al Coliseo José Miguel Agrelot, como parte de su gira titulada ”Perfume”, acompañado del pianista, compositor y DJ del grupo de música de tango electrónico Bajofondo, Luciano Supervielle.

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

Los teloneros fueron la Banda Acústica Rodante, compuesta por Mikie Rivera, Walter Morciglio, Rucco Gandía, Nore Feliciano y Tito Auger, quien no pudo asistir. La Banda interpretó varios temas de su autoría así como de otros grupos, como fueron ”Todavía” (Radio Pirata), ”Adonde voy” (Walter Morciglio), ”#24-Lo que el tiempo no curó” (Nore Feliciano), ”Te quiero vivo y no muerto”,”No cantaré,” así como el tema ”Nada particular” de Miguel Bosé, utilizando como instrumentos solamente la voz, tres guitarras, un cajón y alguna percusión menor.

A eso de las 9:37 subió a tarima Luciano Supervielle (pianista/programaciones) junto con Carles “Campi” Campón (Mesa de control/Bajo eléctrico) previo a hacer su aparición en tarima el propio Jorge Drexler (voz/guitarra) unos pocos minutos después.

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

La escenografía siguió el patrón de la utilizada en los demás conciertos previos de la gira, la cual constó de un adorno de tela formando un reloj de arena gigante en el cual había iluminación dentro para matizar cada tema con su propia personalidad. Además hubo iluminación simple pero de buen gusto, a cargo de Carlos Fajardo, desde España.

Comenzaron el concierto interpretando la canción ”Causa y Efecto” con una introducción algo distinta a la versión original mediante la utilización de sonidos electrónicos como el ”scratch’‘ con el toque particular de Luciano Supervielle.

Fue durante este tema que Drexler decidió saludar al público con un simple y simpático ”Buenas noches Puerto Rico, seguido de un “Buenas noches Borinquen, Buenas noches Puerto Rico, San Juan” previo a brevemente agradecer al público por su asistencia. “Muy buenas noches a todos. Muchísimas gracias por venir. Yo sé del momento difícil que atraviesa el país. Sé de las restricciones de agua, sé de la crisis económica y entiendo el valor, créanme, de cada una de las entradas compradas hoy de noche. Muchísimas gracias a todos por venir a aquí. A la organización… honrarnos con ustedes por estar aquí. Muchas gracias de verdad.

Acto seguido, interpretó los temas “Polvo de Estrellas“, (durante el cual introdujo a Supervielle y Campón), “Sanar” y “El pianista del gueto de Varsovia“. Luego, Supervielle interpretó con su piano en solitario la canción ”Felisberto”, pieza suya la cual Jorge Drexler describió como un homenaje al escritor uruguayo Felisberto Hernández, ocasión que aprovechó Drexler para sentarse a disfrutarla, como él mismo dijo ”… es una de mis piezas favoritas de Luciano, si me permiten.”

Continuaron con el tema ”La edad del cielo” durante el cual interactuó Jorge Drexler con el público logrando que hicieran el coro al unísono.

Le siguió el tema que da nombre a la gira, “Perfume”, cantado originalmente por Adriana Varela y luego también por Bajofondo, el cual interpretó Drexler fusionándola con su éxito ”Eco” para el cual se sentó con su guitarra española.

Luego comenzó una interacción jovial entre Jorge Drexler y el público, primero por una fan que le hizo entrega de una carta que el recibió, miró y dijo ”un caballero guarda los secretos.”

Continuaron con el tema ”Fusión” el cual al finalizar ocurrió un intercambio simpático entre Drexler y la fanaticada motivado por una fémina que le gritó la palabra ”jevo”, a lo que Drexler respondió con un ”No entendí pero muchas gracias igual.” Seguido de otra fan que le contesta con un ”¡Que estás bueno! ” a lo que el responde ‘‘¡Ahí está!” y el público aplaudió entre medio de risas.

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

Inmediatamente, Drexler continuó diciendo ”Estoy haciendo un esfuerzo por no hablar mucho. A mí me gusta mucho hablar pero estoy como… estoy muy contento de estar aquí. Llevamos tres días en la isla, es mi primer contacto así prolongado, este con con la isla. Hemos ido a nadar a la playa, hemos ido a escuchar bomba las dos noches libres. Nos hemos impregnado un poquito de la historia, de la situación, de los amigos, de todo lo que ido encontrando por aquí. Estamos muy contentos de estar aquí de verdad, por eso yo digo, si yo no hablo es porque estoy contento porque estoy, estoy como con ganas de cantar para ustedes, la verdad. Este, me pasé en estos días con con mi amigo Luciano, que está aquí. Nos conocemos desde hace mucho tiempo el es mucho menor que yo pero empezó a trabajar conmigo cuando era menor de edad todavía. Estamos como…

Ahí se detiene y pregunta al público, ”¿Jevo qué quiere decir? Espero que sea algo, que sea algo bonito..que merezca un cincuentón así.” Luego otra fan continuó con los elogio a lo que él respondió: ”Muchas gracias mi amor, muchas gracias. No sabes la alegría que me da esa apreciación estética. Es un placer estar aquí, hemos traído un montón de cosas. Vamos dándole de a poquito las cosas de la mente, las cosas del corazón. Les daremos algunas cosas del cuerpo más adelante. También, algunas cosas del disco nuevo ‘Bailar en la Cueva‘ que vendrán después, que son un poquito más como para dejar la silla, pero todavía no. Quédense donde están, este, canten con nosotros, que nos hace muy felices la verdad, escucharles, en este, en este lugar tan grande y tan reducidito así, tan íntimo a la vez, no? Este, es como un coliseíto..

A lo que nuevamente lo interrumpen varias personas gritándole ”Jevo” y el comenta: ”Es la palabra de la noche. Que bien, no? Uno amplía lingüísticamente su acerbo cultural todas las noches y ahora me voy con una palabra nueva, miren, para la casa. Que bien.” Luego el mismo pregunta ”¿En femenino existe?” a lo que el público al unísono responde un contundente “Sí”. Luego el ”¿Cómo? ¿Cómo? Jeva. No entiendo. Muchas gracias” con lo que finalizó el cálido intercambio entre él y el público y continuó el concierto con el tema ”Sea” seguido de ”Guitarra y vos”.

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

Al finalizar estos temas y ya como si fuera una gran broma, otra fan le pide un beso a lo que él responde ”Miren, las muestras de afecto son todas bienvenidas, entonces, yo tengo que decir, toda, cualquier manera de amor vale la pena, como dice Milton Nascimento, así que, muchas gracias…caballero, usted también, de verdad. El proverbial exabrupto borincano.” Luego pausó un segundo y continúó diciendo ”Yo quiero dedicar la canción que viene a Juan Antonio Corretjer, un poeta que admiro muchísimo, muchísimo, este y con un manejo del ritmo y de la palabra maravilloso, con unos sonetos y con unas décimas increíbles, y como esta canción está en décimas, que se llama la Milonga del moro judío” que es este, que se la quiero dedicar hoy de noche.” Y prosiguió ”Si quieren les cuento un cuento, si tienen paciencia y tiempo.” y continuó,

“Yo estaba hace un tiempo en un bar de Madrid hace unos diez años, más o menos, y estaba con Joaquín Sabina en un bar y me dice, me dice Joaquín, ‘Tengo una, tengo una, tengo unos versos para ti’, -imitando la voz de Sabina- y me dice ‘Anota, anota.’ me dice entonces. Yo agarro y lo único que encontré, porque no era precisamente una biblioteca pública, digamos, encontré un posavasos nomás, redondo así, donde, donde empecé a anotar estos versos que me dijo de él, que no eran de él.

Eran unos versos de Chicho Sánchez Ferlosio, otro poeta madrileño. Empecé a anotar lo que el me dijo, y decía ‘Yo soy un moro judío que vive con los cristianos. No sé qué dios es el mío, seguía en espiral, ni quienes son mis hermanos.’ Si ustedes agarran un posavasos estándar digamos de cualquier bar que ustedes puedan, y lo escriben con un tipo de caligrafía media, digamos, van a ver que entra justo en espiral esa cuarteta tan bonita de Chicho Sánchez Ferlosio. No entró justo, no entró solo justo en el espiral del posavasos de aquel bar de Madrid, sino que entró justo en algo que yo quería decir y que no me había dado cuenta y que Joaquín me estaba regalando. Cuando me estaba yendo para casa volando a escribir la canción, me estoy yendo y antes de irme me dice: ‘Escríbelo en décimas‘. Yo cuento siempre la anécdota porque, claro, el tipo que acababa de sacar un libro con ciento un sonetos, no?, y yo no tenía el valor para decirle que yo había estudiado medicina y que no conocía la estructura de la décima espinela, que mis conocimientos poéticos eran muy limitados y yo no era un autodidacta, el maestro me dio mucha vergüenza y dije ‘¡Claro, claro, claro! Ningún problema. Lo escribo en décimas, maestro. No pasa nada.’ Me voy para casa…

Google, no? -desatando risa entre el público-a buscar la estructura de la décima. Si ustedes ponen décimas en Google, aparece varios tipos de perversiones sexuales antes de la estructura de la décima. Entonces, este, pero, al final lo encontré, la décima, la décima. Entonces, es una forma de verso que yo conocí a principio de este milenio 2001, 2002, y que me ha acompañado desde ahí. Me ha seguido a muchos, a muchos sitios. He conocido los decimistas en muchos países y me he metido mucho. He aprendido a improvisar un poco en décimas, este, y he escrito ésta que es mi primera canción. Les cuento que la primera, y la había aprendido recién en Google, la estructura, porque ustedes, para los eruditos de la sala, si estuviera aquí Corretjer se daría cuenta, por ejemplo, tiene, tiene un par de errores métricos la décima. No obstante, es decir, como la métrica es un medio, no un fin, es una canción que quiero mucho. Se llama ‘La milonga del moro judío‘ y que, y que, bueno, cada tanto la, yo la suelto y cada tanto la realidad me la devuelve de vuelta, no? Y me la hace cantar de vuelta y este, a veces, en momentos duros, es lindo tener algo para decir, algo para cantar, algo de ponerse en lugar del otro. Esta es ‘La milonga del moro judío’.” Así prosiguió a tocar dicha canción seguido de ”Al otro lado del río” para la cual tuvo también una introducción y una breve historia.

”Bueno, si como estoy disfrutando de este silencio profundo que tiene el lugar de aquí, digo profundo porque el lugar es grande, entonces el silencio se expande como el… como un perfume por la habitación, este, y me gustaría cantarles algo sin la guitarra, inclusive aprovechar su paciencia y combinada con nuestra materia prima, que es el silencio, y cantarles una canción que igual ustedes escucharon hace diez años justo, el año pasado, hace poquito, este, en una entrega de premios en Los Ángeles y que yo tuve de forma, hice una involuntaria este, versión A capella y quedó luego A capella para siempre. Entonces, se llama ‘Al otro lado del río‘ de la película ‘Diarios de Motocicleta‘.” Recibiendo un fuerte aplauso por parte del público, comenzó a cantar.

Fue esta canción la que lo hizo merecedor de un Óscar, que al recibirlo cantó una versión A Capella , puesto que por supuestamente ser un artista desconocido al momento, según los organizadores del evento, no le permitieron cantar su propia canción, cantándola por él, Antonio Banderas.

Luego de cruzar algunas palabras más, brevemente, con el público, inició lo que él catalogó como ”un momento muy bueno, muy muy especial para mí en la noche” el cual prosiguió a contar.

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

”Les pasaré a contar” dice cuando de repente otra fémina lo interrumpe frente a la tarima a lo que él le pregunta ”¿Que pasa mi querida?” Luego se percata que ella le trae una botella de agua y el continúa a bromear diciendo ”Me trajo agua. Ni un beso. Con el valor que tiene el agua hoy en día, muchas gracias. Es un regalo muy valioso. Muchas gracias mi amor.” Y siguió “Ahora me voy a hacer un regalo yo a mí mismo porque hace unos pocos días en Madrid, en una cena en casa, dos, con dos amigos, intercambiando música y escuchando música de diferentes autores, ha ido a tocar justo Calle 13 a Madrid y este, no es porque este aquí pero realmente es una de mis agrupaciones favoritas, quizás mi favorita en castellano y estoy muy orgulloso de estar aquí y de ser amigo, además de esa familia que es la familia más bestial de Hispano América.

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

Cada vez que vengo me dicen ‘¿Te he presentado a mi hermano?’ y digo ‘¿Cuál? Hay muchos.’ Cada vez son más y se expanden y todos son talentosos y es una cosa, es muy impresionante la verdad, no? Entonces, este, estábamos en casa y estos amigos me presentaron una -interrumpe y dice ‘Gracias maestro’ mientras aprovechaba para presentar a Presser, su tour manager, quien acomodaba una silla y su guitarra y pedía un aplauso para él describiéndolo como ‘nuestro mentor, nuestro líder espiritual, entrenador físico, antes de continuar con su historia-… entonces, este, y me presentaron una compositora puertorriqueña que me dejó completamente anonadado, que se llama, ustedes la conocen muchísimo más que yo. Yo la conozco hace poco.

Ustedes no saben lo que es no conocer y de golpe conocer a Sylvia Rexach. Entonces este, este, entonces yo como favor y como regalo para mí porque bueno es un privilegio para mí, este, saqué esta canción y voy a tener el enorme gusto de cantarla con quien me la presentó, con Ileana Cabra, por favor un aplauso para ella.” Entonces entró Ileana al escenario y se sentó al lado de Jorge Drexler y él continuó de forma jocosa diciendo ”antes de que Ileana entre al escenario, quiero decirles ahora que no está ella aquí todavía, realmente que es una de mis cantantes favoritas en el mundo hispanoamericano con mucha diferencia. Soy muy fan de ella. ¡Uy! Ya está aquí. Que vergüenza.” bromeó, “Es un lujazo, mi querida. Este, bueno, la practicamos un poquito y ya llegó el momento de cantarla”. Entonces comenzó el dúo de voces el cual tan bonito complemento brindó, desprendiendo harmonías con la voz profunda y dulce a la vez de la talentosa Ileana Cabra junto al tono melódico y calmado de Drexler interpretando la canción “Olas y Arena” de Sylvia Rexach.

Luego de terminada la canción e Ileana despedirse y recibir un gran aplauso de los presentes, regresaron al escenario Supervielle y Campón para deleitar con la canción ”Adonde van los pájaros” interpretada por el propio Luciano Supervielle, no antes que Drexler bromeara al presentar a Luciano como ”Nuestro ‘jevo’ oficial de la banda”, logrando risas y un intercambio amistoso de palabras entre ellos.

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

Continuando el espectáculo, Drexler interpretó ”Se va, se va, se fue” seguido de ”Universos paralelos”. En esta ocasión subió otro invitado al escenario en un momento que como describió el propio Drexler fue ”otro momento muy importante de la noche para mí también, la canción que viene, ‘Universos paralelos‘, tiene un invitado también muy especial esta noche. La otra persona que estaba con nosotros en la casa presentándonos a Sylvia Rexach va a subir a dar un empuje rítmico que le va a venir muy bien al concierto porque está entrando en su fase final pero también en su fase más expansiva de a poco. Yo quiero pedirles un aplauso muy grande para Ismael Cancél, en la batería, por favor, un aplauso para él, de Calle 13.” concluyó y así dio comienzo al tema.

El próximo ”gran momento” según sus palabras, fue cuando subió a tarima, también de Calle 13, la percusión de Andrés Cruz para interpretar junto a ellos, ”Deseo”, al ritmo de la Cumbia, así como las canciones subsiguientes.

Se dirigió nuevamente Drexler al público preguntándoles: ”¿Ustedes se acuerdan la descripción del ser humano que hice hace un rato de las tres entidades, digamos, la mente, las emociones y el cuerpo? Bueno, esta es la parte del cuerpo del concierto. Este, nos fuimos a grabar…mejor recitar sobre la base”, -dijo interrumpiéndose a sí mismo- momento en que comienza el sonido de la clave en ritmo de Cumbia y Drexler continuó entonces con el cuento de como se fueron a grabar a Colombia mas haciéndolo de una manera cantada y al ritmo de la Cumbia. ”Nos fuimos a grabar el disco a Colombia, se nos llenó el disco de Cumbia’‘. Acto seguido y con el mismo ritmo y método, invitó al público a ”dejar que se enfríen las sillas, este es el momento de ponerse de pie”, seguido por el resto de los músico integrándose al pegajoso ritmo.

Finalizada la canción, Drexler anunciaba la clausura y agradecía al público con un gentil “Queridos, nos vamos a ir”, a la vez que resaltaba el buen sonido de la localidad mientras aprovechaba para invitar a subir al escenario al ingeniero de sonido de la gira, Matías Cella, desde La Patagonia, Argentina, agradeciendo también al público por ”el silencio, la escucha, gracias por ponerse de pie, por bailar con nosotros. El ser humano es una entidad completa y nos faltaba el cuerpo y ya lo hemos puesto…Gracias de verdad.” Y continuó, ”Hace unos años…nos vamos con una canción que se llama ‘Luna de Rasquí’… Hace unos años, estábamos en…se nos suspendieron unos conciertos cuando estábamos en Venezuela y nos fuimos unos días al archipiélago de Los Roques, en el caribe venezolano y nos quedamos ahí, ‘Viva Venezuela realmente’,-añadió- y nos quedamos ahí en una isla tan chiquita, que se llama Rasquí, tan chiquita que tiene una sola casa.

En la isla de Rasquí nos quedamos a dormir en esa casa y una noche después de cenar, yo salí a caminar por la playa de arena blanca, esas playas increíbles que tenía el archipiélago de Los Roques, y me tumbé a ver la luna llena y, ¿cómo les puedo explicar? Salí en un estado de la cena, como de conección con el cosmos, por decirlo de alguna manera alegórica, muy conectado con lo que estaba sucediendo en el cosmos entero, sintiéndome parte uno con todo lo que pasaba con la luna llena y tuve la sensación que les paso a contar. Tuve la sensación de que la luna me hablaba a mí y solo a mí y me decía algo muy particular. Me decía: ‘En ese lugar en el que estás tú, a ese lugar la pena no llega, digamos. Eso es como un punto ciego de la pena.”

Cuando repentinamente pregunta a alguien del público si también le había pasado, antes de continuar con el cuento. ”Entonces, a ese lugar, la pena no llega, no? Entonces, ese punto ciego de la pena, entró luego en la canción que se llama ”Luna de Rasquí” entró en el disco, nos siguió en la gira después el punto ciego de la pena, y me empecé a dar cuenta que en realidad ese no era solo un lugar, el punto ciego de la pena, sino que era un momento también, no? Eran estas dos horas que ustedes han pasado con nosotros, dos horas fuera del ojo de la pena, donde la pena no nos ve. Gracias por construirlo con nosotros, por construir este punto ciego de la pena con nosotros.”

Pasó a presentar a todo su equipo y músicos y a agradecer al público y los organizadores del evento. ”…Pero por sobre todo muchísimas gracias a ustedes, gracias a cada uno, gracias por pagar entradas y convenir en los conciertos. Gracias amigos queridos. Hasta la próxima” continuando con el movido tema de ”La luna de Rasquí” seguido de otros de sus últimos temas, debido al reclamo de más canciones por parte del público.

Antes de ello, Drexler y los otros músicos, hicieron una breve coreografía como preámbulo al tema ”Bailar en la cueva”. Una vez terminada la canción, le siguió una breve introducción sobre la historia del tema ”Bolivia” el cual fue interpretado próximo tras expresar ”Nos vamos con una canción llamada Bolivia, una canción que está escrita, está dedicada al país que salvara la vida de la familia de mi padre, de mi familia, de mis abuelos. Mi padre tenía cuatro años cuando se escaparon de Alemania.

El único país que le dio asilo político en ese momento fue Bolivia y cuando fui a tocar a Bolivia hace dos años, me di cuenta de que estaba en deuda con el país más pobre de latinoamérica, que en su momento había dado asilo a refugiados centroeuropeos y cuanto eso tenía para contarnos ahora de la realidad migratoria en el mundo hoy en día. La gente intentando desde Siria, desde Libia, entrar a Italia, jugándose la vida con sus hijos en barco, la gente tratando de entrar a Estados Unidos desde México, desde Guatemala, desde Honduras y como, que rápido nos olvidamos de que el péndulo en la historia viene y va. Hoy les toca a unos, mañana les toca a otros. El péndulo viene y va. y vuelve a venir e irse. Esta canción es para Bolivia. Una canción de agradecimiento y para ustedes de vuelta. Gracias.   Gracias Borinquen. Gracias Puerto Rico. Gracias San Juan. Gracias queridos y queridas. Muchas gracias de verdad.

Finalmente, luego del segundo reclamo por parte del público con la clásica frase “Otra, otra”, regresaron al escenario para interpretar la última canción en definitiva. Nuevamente y por vez final Drexler se dirigió al público diciendo: “Permítanme que me de otro gusto justo antes de irme. Vamos a cantar una canción. Quiero invitar a los miembros de la Banda Acústica Rodante, que han tocado antes de nosotros, a que canten con nosotros. Por favor.”

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

f: raul lopez : rlopezmestres@gmail.com

Continuó diciendo ”Nos vamos a ir con una canción basada en la conservación de la masa y la energía que escribiera Antoine Lavoisier en el sigo 19, 18. Dijo en Francia el enunciado: ‘En un sistema cerrado -San Juan- nada se crea, nada se destruye, todo se transforma.

Luego dio sus últimos agradecimientos a Ismael Cancél, Andres Cruz, Ileana Cabra y dedicó el concierto a su hermano Eduardo Cabra, quien se encontraba entre el público al igual que a su familia ”musical”, como él mismo la denominó.

Por último, agradeció nuevamente al público. “Ha sido una alegría. Voy conociendo un poquito más de ustedes y ustedes conociendo un poco más de mí y eso es una alegría muy grande para mí. Gracias querido San Juan. Hasta la próxima.”

Luego concluyó el concierto con el tema ”Todo se transforma”.

EN colaboracion con: Lourdes Fernández

Leave a Comment

You must be logged in to post a comment.